in

Sabes ¿Qué hacer en caso de inundación de tu vehículo?

Las fuertes precipitaciones que han afectado al país en los últimos días han ocasionado inundaciones, y un estado de alerta en la población ante futuras afectaciones en la presente temporada de lluvias. Una de las preocupaciones más comunes de los mexicanos es cómo proteger su patrimonio de un desastre natural.

 

También te puede interesar: Alfa Romeo Giulia obtiene el máximo reconocimiento en Seguridad: Top Safety Pick+ de IIHS

 

En el caso de los automóviles, es importante contar con la cobertura de una póliza de seguro que cubra los daños materiales y/o pérdida total ocasionados por inundación. “Si cuentas con una póliza que solamente cubra daños a terceros, entonces tu automóvil no estará protegido en estos casos. Debes asegurar que tu póliza tenga una cobertura amplia para que contemple situaciones como el desbielamiento o caída de árbol por inundación, así como daños por ciclones o huracanes, en caso de que vivas en zona de riesgo de estos últimos”, asegura María Teresa Cosío, Gerente de Responsabilidad Social de Quálitas.

 

 

De acuerdo con datos de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros, durante el 2017, la industria ha pagado 155 millones de pesos por lluvias e inundaciones. Sin embargo, si tomamos en cuenta que sólo el 30% por ciento de los vehículos que circulan en el país cuentan con un seguro, los daños son incalculables.

La recomendación más importante para no salir perjudicado en una inundación es: evitar pasar por las zonas afectadas, pero si resulta imposible, se deberá conducir por el carril central, a una velocidad lenta y constante y mantener el motor siempre acelerado.

“Lo más importante cuando somos víctimas de una inundación y el motor de nuestro automóvil se ha apagado es no intentar encenderlo nuevamente porque podría causar graves daños como el desbielamiento”, explica Margarito Villa, Subdirector de Prevención de Riesgos de Quálitas.

 

 

Después de la inundación, tu automóvil deberá pasar por un proceso de limpieza completo para eliminar el agua y barro acumulados, antes de ponerlo en movimiento y así evitar que los frenos o la transmisión desalineen las ruedas. Además de cambiar el tapiz, checar las conexiones eléctricas y el radiador, entre otras tareas. Si el agua cubrió por completo el vehículo, es muy probable que quede inservible o que la reparación sea más costosa que el mismo. “Debemos tener asegurado nuestro patrimonio para evitar que una tarde cualquiera, un desastre natural deje nuestro vehículo inservible”, finaliza Cosío.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Donés dice NO al Latin Grammy.

Galería: Nissan LEAF NISMO Concept y Serena NISMO Debutarán en el Auto Show de Tokio 2017